Toda empresa basa sus inicios en un emprendimiento, que comienza en una idea de negocios. Pero ¿Qué es un emprendimiento? El término «Emprendimiento» proviene del francés ‘entrepreneur’, que significa pionero. Este término se refiere a la capacidad de una persona de realizar un esfuerzo adicional para transformar una idea en un proyecto que aporte valor a sí mismo y/o a la sociedad.

En los últimos años ha aumentado la cantidad de emprendimientos. ¿Por qué? Para muchos resulta atrayente la idea de emprender su propio negocio para obtener su independencia y cierta estabilidad económica. Pero las razones principales son el aumento del desempleo, y la baja calidad de los empleos existentes. Factores que han contribuido a aumentar en las personas la necesidad de generar sus propios recursos, iniciar sus propios negocios, y pasar de ser empleados a empleadores.

En tu caso personal, ¿Has pensado en tener tu propia empresa?

Desarrollar un nuevo emprendimiento o negocio exige esfuerzo y una actitud positiva. El camino no es fácil, está repleto de retos y dificultades. A pesar de que muchos países poseen entidades dedicadas exclusivamente a apoyar a los emprendedores, continúa siendo todo un reto salir adelante. Debido a lo anterior resulta importante seguir pautas que pueden ayudarnos a aumentar nuestras probabilidades de éxito.

Puntos para tener un emprendimiento exitoso

El camino para obtener el éxito en nuestro emprendimiento requiere no solo constancia y perseverancia, sino que adoptemos medidas y hábitos que contribuyan a dirigir nuestro proyecto hacia el triunfo. Así que te resultará beneficioso tomar notas y aplicar los siguientes consejos en tu naciente negocio.

  1. Estudiar nuestro mercado: Analiza tu entorno para determinar las posibles competencias que tendrá tu negocio. Esta información te permitirá establecer característica que te diferencien de los demás. Además identificarás a tus posibles clientes y sus intereses.
  2. Realizar una Planificación: Esto se denomina plan de negocios. Este documento incluye los objetivos de la empresa, estrategias, estructura de la organización, y el presupuesto.
  3. Flexibilidad para adaptarse a los cambios: Esta característica es primordial debido a que la incertidumbre y la inseguridad pueden ser constantes dentro de todas las empresas.
  4. Promocionar nuestro emprendimiento: Utiliza las redes sociales y cualquier actividad para generar atención en el mercado. Esto permite que otras personas conozcan tu empresa, aumentando tus clientes.
  5. Conocimiento de todos los aspectos relacionados con el emprendimiento: En tu negocio necesitarás poseer conocimientos contables, legales, económicos, financieros e impositivos. Es probable que no lo domines todo y requieras buscar la asistencia de profesionales capacitados en el tema. Pero no permitas que otros conozcan tu negocio mejor que tu.
  6. Dedicación a nuestro emprendimiento: Para ser exitoso y efectivo es necesario tener dedicación. El emprendedor debe ser el primero en llegar y el último en irse. Además, estar pendiente de todos los procesos o situaciones que se presenten.

Estos son solo algunos puntos, por lo cual, te resultará beneficioso investigar sobre el tipo de negocios que busques implementar. Así que, pon manos a la obra y convierte esa idea de negocios en una realidad.