Cualquier trabajador que desarrolle su jornada laboral de forma continuada y considere que no está siendo recompensado por ella está expuesto a una serie de factores de riesgo físico, psicológico, social…por desarrollar ese trabajo.

¿Usted siente que su desarrollo físico y/o intelectual no se está recompensando? ¿considera que tiene un volumen de trabajo desmesurado? ¿cree que deberían de ampliarle la jornada laboral para poder realizar todas las funciones que se le exigen? ¿piensa que debería tener un compañer@ para poder llevar a cabo todo lo que ha de realizar antes de finalizar la jornada?

Algunos trabajadores se encuentran expuestos a riesgos psicosociales que pueden producir depresión, estrés, síndrome de Burnout, entre otros.

Esto conlleva a una desmotivación de los empleados que además de afectar en el desarrollo de la actividad laboral puede llegar a provocar cambios en la vida familiar o personal.

“El síndrome de Burnout es una respuesta al estrés crónico en el trabajo (a largo plazo y acumulativo), con consecuencias negativas a nivel individual y organizacional, y que tiene peculiaridades muy específicas en áreas determinadas del trabajo” (Martínez Pérez, 2010)

Los factores estresores  afectan a la salud física y psicológica y, a largo plazo, pueden llegar a provocar que la persona padezca el síndrome de Burnout.

Estos factores pueden ser:

  • Sobrecarga laboral.
  • Excesiva supervisión.
  • Falta de comunicación.
  • Exceso de responsabilidad.
  • Entre otros factores que provocan estrés.

“Se considera que el estrés laboral afecta negativamente a la salud psicológica y física de los trabajadores, y a la eficacia de las entidades para las que trabajan” (OMS, 2018)

Si se encuentra en esta situación ha de saber que no está solo debido a que es una realidad que sufren muchos ciudadanos.

“El estrés laboral es el segundo problema de salud relacionado con el trabajo más frecuente de Europa. Según datos de la Agencia Europea para la Seguridad y la Salud en el Trabajo, entre el 50% y el 60% de los días que se pierden en el trabajo se atribuyen a este estrés, generado principalmente por la reorganización del trabajo o la precariedad (72%)” (ElConfidencial, 2018)

Si quiere saber si sufre el síndrome de Burnout puede realizar el Maslach Burnout Inventory el cuál medirá el desgaste profesional que usted presenta.

¿CÓMO PREVENIR EL SÍNDROME DE BURNOUT?

La forma más sencilla de prevenirlo es tener un empleo en el que se reduzcan los factores estresores (sobrecargas, excesos de responsabilidades, imposibilidad de conciliación familiar…).

Sin embargo, cambiar de trabajo en la actualidad no es sencillo, por ello, a continuación le muestro algunos consejos para prevenirlo:

  1. Establezcamos los límites: Hemos de conocernos, saber cuál es el límite de nuestro cuerpo y de nuestra mente. Una vez lo tengamos claro no hemos de excedernos a este.
  2. Cuidémonos: ¿Qué es lo que más le gusta realizar? ¿tiene algún hobby? ¿le gusta practicar algún deporte? ¿le agrada escuchar el ruido de las olas? ¿le tranquiliza escuchar música? Hágalo, haga aquello que más le gusta. Es necesario desconectar de la rutina laboral diaria, de esa cansada y agotadora rutina.
  3. Compartamos: Hablemos con nuestros más allegados sobre lo que nos ha sucedido en el trabajo. Esto ayudará a obtener una nueva visión de lo que ha ocurrido y se sentirá apoyado.
  4. Trabajemos en equipo: El hecho de trabajar con personas que nos hacen sentir bien ayuda a evitar el estrés y resignifica la tarea que hemos de realizar.
  5. Mejoremos la comunicación: Es necesario que se produzca un intercambio efectivo tanto con los superiores como con los compañeros ya que, en ocasiones, desconocer que el empleado tiene un volumen de trabajo excesivo provoca que se le deleguen más labores por el hecho de no saber que está sobrecargado.
  6. Pidamos ayuda: Si se encuentra cansado, agobiado, exhausto y no sabe cómo salir de una situación que le está superando consulte con un psicólogo, no hay nada de malo en pedir ayuda, si la necesita pídala. ¡Ayúdese a sí mismo!

Luchemos por unos empleos dignos y de calidad, que no nos desgasten a nivel emocional y/o físico. Construyamos trabajos en los que los empleados se sientan realizados y estén orgullosos de estar desempeñando una labor en la que su opinión es relevante.

Consigamos que los empleos ayuden a que podamos conciliar nuestra vida laboral con la personal. Ayudemos a que ninguna persona haya de estar sufriendo estrés por volumen de trabajo, por realizar horas extraordinarias inacabables…

VIVAMOS

DISFRUTEMOS

SEAMOS FELICES

SONRIAMOS AL FUTURO

 

Reduzcamos el estrés y ayudemos a los demás a disminuirlo. Ayudémonos para que nuestra salud no sea deteriorada. 

Porque señor/a director/a queremos realizar de forma eficaz y eficiente nuestra labor pero no queremos degradar nuestra salud. 

CONSTRUYAMOS UN FUTURO LABORAL DIGNO